El centro histórico

Para ello comenzamos el recorrido en la misma Plaza de Benimaclet, desde la IGLESIA DE LA ASUNCIÓN. Junto a ella, y mirando a la fuente, se encuentra uno de los locales de ocio más conocidos, que es el GLOP, en la planta baja del conjunto de viviendas que según cuentan algunos, siglos atrás sirvió como ayuntamiento del pueblo de Benimaclet.

A su derecha, en la C/ Benicolet, recordamos la existencia de LA CARBONERIA, en dicha calle, que, como curiosidad, antiguamente se llamaba “de Micha galla”.

En este lugar se celebraba habitualmente el MERCADO de la PLAZA, sustituido hoy por el tradicional “mercadillo” rotatorio de la ciudad, que se realiza todos los viernes.

En esta ruta tratamos de descubrir los lugares más característicos de lo que entendemos como el Benimaclet tradicional, el Benimaclet pueblo, el lugar donde todo empezó desde que nuestro supuesto fundador MACLET estableciera su alquería en esta fértil huerta.

Sin salir aún de la plaza, en dirección hacia la C/ Murta, y a la derecha, descubrimos el CENTRO DE SERVICIOS SOCIALES, edificado en 1999, en el lugar del antiguo Mercado que nunca llegó a funcionar.Cabe destacar que en este mismo lugar, y con unas dimensiones importantes, se encontraba LA JABONERIA, cerrando la plaza y creando una estrecha calle cuya traza queda hoy como un callejón sin salida entre aquél y el caserío colindante.

Siguiendo un poco más adelante, a nuestra izquierda, en la C/ de los Santos, se ubicaba el CINE DE VERANO, en el lugar donde hoy se encuentra el popular LLAR CULTURAL DE BENIMACLET.

Saliendo de nuevo a la C/ Murta en dirección al mar, donde encontraréis la placa de la LA JABONERIA, cuya utilización de sosa cáustica, todavía hoy da problemas a los edificios que se construyeron en parte del espacio que ocupaba. Un poco más adelante, en la esquina de la C/ Mistral se encuentra uno de los edificios más característicos del barrio, las CASAS DE TRENCADÍS, conocido tanto por su peculiar fachada cerámica, en homenaje a Gaudí, como por el hecho de que Almodóvar rodara en él escenas de su película “La mala educación”.

Giramos a la derecha por la C/ Mistral hasta llegar a la esquina con la C/ Enrique Navarro, donde se alza el DEPÓSITO DE AGUA, que servía a un conjunto de viviendas unifamiliares con jardín delantero, que todavía podemos ver unos metros más allá y también en la calle Hermanos Villalonga, edificadas para los trabajadores del ferrocarril de la época.

Paseamos ahora por la C/ Enrique Navarro en dirección oeste por una de las calles más comerciales y populosas del barrio, hasta llegar al cruce con la C/ BARÓN DE SAN PETRILLO, la arteria principal de Benimaclet desde sus orígenes, ya que era el camino original de conexión con la ciudad de Valencia.

En este cruce se encuentra el hoy renovado CENTRO INSTRUCTIVO MUSICAL, lugar de reunión y actividades músico-culturales, de gran raigambre en el barrio, que sigue en plena actividad, animado ahora por nuevos contenidos .

Continuamos hacia las vías del tranvía, y llegamos al lugar donde se ubicaban las BARRACAS DE TRAMOYERES, hoy ya desaparecidas, en el encuentro con la homónima C/ Reverendo Rafael Tramoyeres.

Desandamos nuestros pasos y volvemos al cruce anterior, lugar donde se encontraba el PATRONATO PARROQUIAL, lugar que sirvió a diferentes actividades a lo largo de su existencia, hoy ya desaparecido.

Cogemos la C/ Leonor Jovani en dirección Oeste y pasamos por delante del lugar donde estuvo el añorado CINE IDEAL, que luego fue utilizado como discoteca en los ya lejanos 80. Justo en la parte de atrás de este cine, en la calle Reverendo Rafael Tramoyeres, se situó también el CINE MAVIS, a finales de los años setenta.

Nos vamos ahora a la Avda Emilio Baró, giramos a la derecha y subimos por esta importante arteria comercial y de tráfico hasta el lugar donde se sitúa LA COOPERATIVA, edificio que aún hoy funciona como tal.

Nos encaminamos dirección a Alboraya y giramos por la C/ Músico Belando, hasta cruzar de nuevo con Barón de San Petrillo. Aquí se encontraba la ESCUELA DE CARMEN CRESPO, lugar donde las niñas del barrio recibían una formación escolar básica en diversos temas.

Avanzamos por esta calle hasta volver de nuevo a la zona más antigua del barrio, su caserío original, hoy en parte peatonalizado, en el que degustar el aroma y ambiente típico del Benimaclet más auténtico, del barrio con olor a leña, calles estrechas y bonitas casas de pueblo, muchas de ellas restauradas.

Y también modernizadas o sustituidas con criterios de máximo respeto al conjunto histórico. Prueba de ello son los dos próximos ejemplos: En la C/ de la Rambla encontramos un ejemplo de vivienda contemporánea de nueva planta, la CASA AYM, una vivienda unifamiliar que se extiende como estudio de arquitectura, incluyendo un espacio cultural en la planta baja anexa, el MULTI CULTURAL PROJECT ARQUITECTURA.

Siguiendo por esta calle, y al llegar a la monumental palmera de 12 brazos giramos a la derecha para recorrer la C/ Alegret, y ver otra interesante operación de sustitución:
El COWORKING ACONTRAPEU, edificio de nueva planta, que funciona como estudio de arquitectura y co-working.

Llegamos a la C/ Masquefa, esquina Puzol, y sobre uno de sus blancos muros vemos la famosa PLACA que nos recuerda permanentemente que Benimaclet fue y aún hoy sigue siendo, un pueblo con unas características propias y un sentimiento fuerte de pertenencia. Entre sus vecinos aún se suele oir la frase: “Voy a Valencia a…”

En este punto, nos dirigimos ahora por la estrecha C/ Crist de la Providencia hacia la GUARDERIA AISO, que hoy en día se llama ESCOLA BRESSOL, una cooperativa educativa con fuerte compromiso social.

Al llegar a Barón de San Petrillo, aparece, como uno de los lugares más significativos del barrio, la CASA DE PEPA NICOLAU, lugar en el que vive actualmente esta artista y donde a principios de siglo gustaban de reunirse personajes de la cultura valenciana como Blasco Ibáñez, Joaquín Sorolla y Mariano Benlliure, y que según gusta de relatar su propietaria, aún hoy en día parecen resonar sus comentarios.

Para acabar el recorrido volvemos por Barón de San Petrillo y giramos en la calle Nuestra Sra. de la Asunción, para volver a la plaza de la iglesia donde se sitúa la ALQUERÍA DE LA CHOCOLATERA, una tienda de comestibles muy famosa en el barrio, con una historia peculiar.

Como dato curioso cabe destacar que en ella vivió unos años el poeta Carles Salvador mientras trabajó en Benimaclet.

Así, damos por finalizada esta interesante ruta por las calles más antiguas del barrio, habiendo descubierto lugares hoy ausentes, lugares que se han conservado y lugares de reciente creación que muestran como el barrio sigue muy vivo y en constante evolución.

Descarga la ruta en pdf aquí.

0 comentarios

Deja un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *