Cámaras Beccari

Fecha:
Dirección: Las cámaras Beccari estaban donde actualmente se encuentra el Centro Superior de Investigación de Salud Pública (CSISP) entre Avenida Cataluña y Doctor Vicente Zaragozá
Arquitectos:

Las cámaras Beccari estaban donde actualmente se encuentra el Centro Superior de Investigación de Salud Pública (CSISP) entre Avenida Cataluña y Doctor Vicente Zaragozá.

Comenzaron a construirse en 1932 para servir de tratamiento de basuras de Valencia. Estaban, en principio, dedicadas a ser una planta de tratamiento de residuos urbanos y de reciclado. Fueron impulsadas por el gobierno municipal encabezado por Alfonso Moreno Vicente, alcalde de Valencia entre octubre de 1931 y junio de 1932. La gente que las conoció, recuerda que allí se hacía una tría de productos y se dejaba fermentar la basura. No se reciclaba como ahora, porque tampoco había tanto plástico y quien entonces tenía una botella de cristal la conservaba y la reutilizaba.

Seguir leyendo…

De esta instalación surgieron muchas protestas por parte de las clases populares de la periferia urbana al tratarse de una planta general de residuos, interpretada como almacén de basuras de la ciudad. La Junta Directiva del Casino Instructivo y Benéfico de Benimaclet, destacó en la lucha contra esta instalación.

Y todo ello fue dando sus frutos como se observa en el periódico La Vanguardia, que en su edición del viernes 27 de octubre de 1933, publicaba: “El tribunal contencioso administrativo ha entendido el recurso interpuesto por los vecinos de Benimaclet contra el acuerdo del Ayuntamiento de Valencia aceptando el emplazamiento de las Cámaras Beccari, propuesto por la Compañía Valenciana de Mejoras Urbanas.”

Finalmente, puede leerse la noticia publicada en el periódico ABC el 5 de abril de 1936 del cierre de las cámaras Beccari por ser un “peligro constante para la salud pública”, tras haber costado varios millones de pesetas.
Las cámaras agrarias eran habitáculos cúbicos y, así, en la riada de Valencia de 1957, el edificio pudo servir para acoger a muchos damnificados de la riada que se quedaron sin casa. Mucha gente acudió allí a donar humildemente lo que podía de forma caritativa.

Las cámaras Beccari permanecieron en su ubicación, sin otra finalidad que la de servir de almacén de vehículos retirados de la vía pública.

A principios de los 1970 sufrieron un importante incendio y fueron demolidas en la década de los años 80.

En 1988 llegó la noticia, que más tarde fue verificada, de que la sociedad anónima El Corte Inglés entró en contacto con los propietarios para la compra de este solar y la construcción en el mismo de un Hipermercado. El solar pertenecía a varios propietarios, entre ellos el propio Ayuntamiento. En el Plan General de Ordenación Urbana, este solar estaba definido como GSP-4/129. Su suelo estaba clasificado en una cuarta parte como Institucional, es decir, que sólo se podrían construir edificios oficiales. Las tres cuartas partes restantes eran de suelo terciario: solar destinado a la construcción de edificios para servicios y la imposibilidad de construir viviendas. Como se ve, El Corte Inglés no pudo llevar a cabo su objetivo.

En el lugar donde estaban las cámaras Beccari, hoy se alza el edificio del Centro Superior de Investigación en Salud Pública (CSISP), donde también se ubica la Dirección General de Investigación y Salud Pública. No deja de ser un guiño de la historia que allí donde estuvo una instalación considerada un peligro para la salud pública, hoy en día se ubiquen las instituciones dedicadas a su custodia, protección y promoción, siendo una de sus funciones precisamente el estudio de los riesgos y daños para la salud y la coordinación de las iniciativas y proyectos de investigación relacionadas con la evaluación del impacto en la salud de los diversos riesgos ambientales.

0 comentarios

Deja un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *